Inteligencia artificial en las empresas

Inteligencia artificial en las empresas

 

Aunque en numerosas ocasiones la inteligencia artificial nos pueda seguir pareciendo parte de las películas de ciencia ficción, la realidad es que el término ya se encuentra a la orden del día y son muchas las empresas que ya la están utilizando y poniendo en práctica.

 

Lo cierto es que la inteligencia artificial en las empresas tiene numerosas aplicaciones y beneficios mucho más importantes de lo que te imaginas.

 

En este post te contamos todo sobre la inteligencia artificial y todas las aplicaciones que se le puede dar dentro de las empresas.

 

Inteligencia artificial: ¿Qué es?

La inteligencia artificial o IA hace referencia a la inteligencia expresada por las máquinas imitando a la inteligencia humana para realizar tareas.

 

Una de las características principales de la inteligencia artificial es que a partir de la información que las máquinas van recopilando pueden aprender y mejorar iterativamente a partir de patrones o características de los datos que obtienen. Esto les permite mejorar progresivamente en la toma de decisiones y en situaciones a las que se enfrenten en el futuro.

 

Esta inteligencia artificial se puede utilizar de dos formas muy diferentes entre sí. La primera de ellas sería en máquinas físicas, por ejemplo, máquinas utilizadas en fábricas industriales que son capaces de trabajar solas sin la ayuda de un humano. En segundo lugar, encontramos máquinas virtuales aptas para analizar y procesar datos de forma automática.

 

Usos de la inteligencia artificial en las empresas

Son muchas las aplicaciones que puede tener la inteligencia artificial en las empresas. A continuación, te explicamos algunas de las más comunes.

Automatización de procesos

La inteligencia artificial en las empresas puede ayudar a automatizar numerosas tareas que solían realizarse por los empleados de forma manual y rutinaria. Gracias a las máquinas inteligentes, ahora esas tareas se podrán programar y terminar en menor tiempo y utilizando un menor número de recursos. Un ejemplo de esto sería la fabricación de productos en empresas industriales.

Análisis de datos y toma de decisiones

En una época en la que la información es poder, las empresas desean contar con la mayor cantidad posible de datos de los que obtener información. La importancia del big data no deja de crecer pero, a la hora de analizar esos datos, se requiere la utilización de sistemas informáticos con inteligencia artificial que sean capaces de gestionar, ordenar y analizar una gran cantidad y variedad de datos no estructurados. Gracias a la inteligencia artificial es posible analizar esos datos y sacar conclusiones de forma muy rápida, facilitando los procesos de toma de decisiones y manteniendo la información de una ordenada, actualizada y de una forma clara.

Apoyo al equipo humano

Todo lo relativo a la inteligencia artificial en las empresas se debe entender desde un punto de vista en el que esta inteligencia artificial no sustituya, sino que sirva de apoyo y ayuda a los trabajadores. Esto quiere decir que los robots y los humanos deberían ser complementarios y no excluyentes. Así, mientras los robots se encargan de tareas peligrosas, monótonas o repetitivas, el equipo humano podrá centrar sus esfuerzos en otras tareas que requieran creatividad y les provoquen mayor satisfacción, como la gestión de ideas, actividades de contacto comercial…

Atención al cliente o chatbots

Cada vez es más común el uso de chatbots en las páginas web de las empresas. Estas empresas están utilizando la inteligencia artificial para ofrecer un servicio de asistencia virtual completo, en tiempo real sin la necesidad de tener a una persona contratada para ello. Estas herramientas permiten un trato más personal y directo con el cliente, pudiendo solucionar sus dudas o problemas al momento y a cualquier hora del día. Por ello, este uso de la inteligencia artificial en las empresas logrará una mejor atención al cliente y satisfacción del mismo.

Asistentes virtuales

Algunos ejemplos de asistentes virtuales personales que todos o casi todos conocemos podrían ser Alexa de Amazon, Siri de Apple, Cortana de Microsoft o Google Assistant en el caso de Google. Dentro de las empresas, algunos ejemplos de los usos que se les podría dar a estos asistentes serían agendar reuniones, organizar tareas y llevar un seguimiento de las actividades realizadas por cada empleado.

Análisis de los cuellos de botella

En las empresas, se suele llamar cuello de botella a aquellas actividades o fases de la producción que resultan las más lentas o costosas y, por ende, provocan tiempos de paradas y retrasos en las demás fases de la línea de producción. Gracias a la inteligencia artificial en las empresas, se podrá identificar dónde se producen y cuál es el desencadenante de estos problemas, para que así puedan solucionarse y desaparecer el cuello de botella.

Detección de problemas en las diferentes áreas de la empresa

El análisis de datos que hace la inteligencia artificial sobre cada parte de la empresa permitirá detectar con rapidez problemas que se produzcan en cualquier área de la empresa (financiera, marketing, ventas…), pudiendo así alertar de ellos rápidamente y solucionarlos sin perder tiempo.

Optimización de la logística

Una importante aplicación de la inteligencia artificial en las empresas de transporte es la planificación de rutas de forma que les permita optimizar la logística y ahorrar tiempo en los desplazamientos, optimizando así la atención al cliente.

Predicción de los comportamientos de los clientes

Basándose en búsquedas de los potenciales clientes o en el interés mostrado a un anuncio, por ejemplo, la inteligencia artificial en las empresas podrá predecir el comportamiento de los potenciales clientes y personalizar los anuncios que se mostrarán a cada uno.

Tareas de marketing

En el marketing digital se puede medir y controlar todo. Así, la inteligencia artificial podrá hacer un seguimiento exhaustivo de los potenciales clientes, llegando a conocerlos y así darles lo que necesitan en cada momento para poder cerrar el proceso de compra en el menor tiempo posible.

Conocer y predecir comportamientos de pago

La inteligencia artificial en las empresas podrá predecir si un cliente pagará a tiempo o no, basándose en sus comportamientos pasados o en otros datos que se conozcan sobre el cliente en cuestión. Así se podrá, por ejemplo, exigir mayores garantías de pago a unos clientes que a otros.

 

Beneficios de aplicar la inteligencia artificial en las empresas

No cabe duda de que el uso de la inteligencia artificial en las empresas trae consigo una gran cantidad de ventajas y beneficios para ellas y para la trayectoria de su negocio. A continuación, mencionamos algunos de estos beneficios.

 

– Ahorro de tiempo y consecuente reducción de costes.

– Mayor productividad.

– Agilización de los procesos de toma de decisiones.

– Optimización de los recursos de la empresa.

– Mayor satisfacción de clientes y empleados.

– Más innovación en la empresa, gracias a que los trabajadores pueden centrarse en un área más creativa.

– Aprendizaje de los errores. Las máquinas con inteligencia artificial tienen la capacidad de registrar los errores cometidos, aprender de ellos y no repetirlos en procesos futuros.

 

Edimar, tu aliado en inteligencia artificial

La inteligencia artificial ya se encuentra presente en algunas de las empresas más potentes del mundo, como Apple, Tesla, Facebook o Google. Y tú, ¿a qué estás esperando para aumentar la productividad de tu empresa?

 

En Edimar somos expertos en robótica industrial y automatización. Te ayudamos en la optimización de tus procesos para que puedas producir de forma más inteligente y automática. Puedes consultar nuestros servicios de automatización y control o de robótica industrial. Recuerda que automatizar tus procesos aumentará la eficiencia de tu empresa y tus ritmos de producción.

 

Si lo deseas, también puedes visitar nuestra tienda de electrónica online.

 

Si tienes cualquier duda, nuestros profesionales expertos en industria 4.0 te responderán y asesorarán a través de nuestro formulario de contacto o por teléfono en el (+34) 985 353 451.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *